domingo, 6 de junio de 2010

Integrar Google Chrome en KDE

El navegador Google Chrome (y por extensión Chromium) presenta un aspecto nada integrado con el sistema cuando se ejecuta en un sistema operativo GNU/Linux. El sistema de temas hace que su aspecto sea completamente distinto al del resto de aplicaciones del escritorio y las decoraciones de ventana en cliente hacen que no tenga un comportamiento ni aspecto consistente con el gestor de ventanas.

Como usuario habitual de KDE SC esto siempre me ha molestado, principalmente porque elijo Chromium como navegador por su velocidad y rendimiento (si bien soy consciente de la voracidad en cuanto a memoria se refiere, nada que no se solucione reiniciándolo cada pocas horas).

¿Cómo solucionar esta situación? Por fortuna, el navegador ofrece la posibilidad de dejar la decoración de la ventana al gestor de ventanas y emplear el tema visual de GTK. Puesto que KDE SC emplea Qt como librería de controles hay que elegir un tema GTK de colores y diseño parecido al usado en Qt. Para activar estas opciones hay que realizar estos cambios en el cuadro de opciones:


En la sección Appearance, dentro de la pestaña Personal Stuff, hay que marcar Use GTK+ theme y Use System title bar and borders. Tras reiniciar el navegador el borde de la ventana pasará a ser el empleado por el gestor de ventanas, y el aspecto visual el elegido para GTK. Para acabar una muestra en mi escritorio, usando KDE SC y Compiz-Fusion como gestor de ventanas:


Nótese la similitud de Chromium con Dolphin, el gestor de archivos que aparece tras la ventana del navegador.

2 comentarios:

Gux dijo...

Hay Rubencito, que pijoteros somos! :D. Yo hice lo mismo en Gnome (sí, ya sé que los gnomeros no te damos confianza), pero al final lo volví a dejar como estaba. Me gusta que los tabs vayan en la barra superior de la ventana, que todo lo que sea maximizar el espacio en pantalla me parece bien.

Por cierto, no sabia que tuvieses blog. Al RSS que vas.

Rubén Moreno dijo...

Hola! Ahorra espacio el tener las pestañas ahí, sí, pero prefiero la consistencia de la experiencia del usuario. En Firefox 4 meten mano también en la decoración de las ventanas, así que ya veré qué pasa.